Conflicto israelí-palestino: los ataques en la Franja de Gaza se intensifican a pesar de los llamados a un alto el fuego

La violencia entre israelíes y palestinos muestra pocos signos de atenuarse a pesar de los llamados a que se acuerde un alto al fuego


Israel llevó a cabo decenas de ataques aéreos en la Franja de Gaza este martes, mientras los militantes palestinos continuaron con los lanzamientos de cohetes contra ciudades del sur de Israel.

El aluvión de proyectiles de mortero dejaron dos trabajadores tailandeses muertos y 10 ciudadanos israelíes heridos en Erez, uno de los cuatro cruces fronterizos que decenas de personas usan a diario para entrar y salir de Gaza, según informaron las autoridades israelíes.

Como consecuencia, Israel volvió a cerrar el paso de mercancías de Kerem Shalom, que abrió brevemente para dar paso a los camiones jordanos con ayuda humanitaria.

El lunes ejército israelí dijo que atacó instalaciones pertenecientes al grupo militante Hamás y las casas de varios comandantes, pero carreteras principales y líneas eléctricas también resultaron dañadas.

Además aseguró haber matado al comandante de la Yihad Islámica Hasam Abu Hardib, responsable del lanzamiento de misiles antitanque desde Gaza.

Los bombardeos israelíes comenzaron el pasado lunes después de semanas de creciente tensión en la ocupada Jerusalén Este que culminó con enfrentamientos en un lugar sagrado venerado tanto por musulmanes como por judíos.

La violencia dejaba hasta este lunes 212 muertos en la Franja de Gaza, incluidos 59 niños y 35 mujeres, además de 1.300 heridos, según el Ministerio de Salud dirigido por Hamás.

Israel dice que hay más de 130 militantes entre los muertos, pero Hamás no lo ha reconocido.

Diez personas, incluidos dos niños, murieron en ataques con cohetes contra Israel la semana pasada.

Este domingo el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, dijo que la operación militar contra los militantes de Hamás en Gaza continuará “con toda su fuerza”.

“Estamos actuando ahora, durante el tiempo que sea necesario, para restablecer la calma… Tomará tiempo”, advirtió.

 

Deja una respuesta