El gobierno rechazó la fusión Disney-Fox: River y Boca vuelven a la tv gratuita

Desde el gobierno nacional objetaron la fusión de los dos canales de entretenimiento por tratarse de una distorsión de la competencia, y alientan a la desinversión.

La Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC) dictaminó la desinversión de la firma The Walt Disney Company sobre la adquisición del control exclusivo de Twenty-First Century Fox Inc.

El organismo dispuso condiciones en la operación “para restaurar la efectiva competencia en el mercado de comercialización de canales deportivos del servicio básico de TV por cable”.

En un comunicado, la CNDC habló de incumplimiento del artículo 8º de la Ley 27.442 sobre distorsionar la competencia. Por lo tanto, insta a la Secretaría de Comercio Interior a reglamentar los contenidos para su transferencia a un nuevo competidor.

Esto incluye a todos los derechos de transmisión relacionados a torneos y competencias deportivas de los cuales FOX era licenciante al momento de notificación de la operación (19 de marzo de 2019).

Además, deberá pasar dos partidos de la liga local actualmente trasmitidos por el canal premium de FOX SPORTS, uno de los cuales deberá ser necesariamente River o Boca, porque estos equipos revisten la característica de ser los equipos de mayor convocatoria y audiencia del fútbol local.

Los “contenidos fundamentales” que Disney deberá transmitir en forma gratuita

Se trata de eventos que abarcan al menos el principal contenido deportivo de cada uno de los deportes:

  • Torneos de Fútbol donde participan equipos de Argentina
  • La Copa CONMEBOL Libertadores de América
  • Torneos de Fútbol internacional
  • UEFA Champions League
  • Torneos de Fútbol Americano, la NFL
  • Torneos de Béisbol, la MLB
  • Automovilismo, la Formula 1
  • De Lucha, la UFC
  • De Lucha Libre, la WWE
  • De Boxeo, la Premier Boxing Champions
  • De Básquet, la Liga ACB Basketball
  • De Rugby, la World Rugby Sevens
  • De Tenis, la ATP World Tour 250 – ATP Córdoba.

Por otra parte, y mientras las partes no concreten la desinversión estructural requerida, deberán mantener estable para cada operador la relación existente previa a la fusión entre el precio de las señales deportivas y el precio del abono básico.

Finalmente, el compromiso conductual establece requisitos sobre las condiciones de comercialización y paquetización que minimizan los efectos de cartera que la operación pudiera generar aún con posterioridad a concretada la desinversión, y por un plazo de cinco años.

Deja una respuesta