Piden juicio contra 10 personas que vendían drogas en el penal de Villa Las Rosas

La Unidad conformada por los fiscales penales Santiago López Soto, Verónica Simesen de Bielke y Federico Jovanovics, requirió ante el Juzgado de Garantías 8, la elevación a juicio de la causa que tiene a diez personas acusadas de comercializar estupefacientes en la Unidad Carcelaria 1 de la Ciudad de Salta.


Las imputaciones recayeron sobre Nicolás Ezequiel Martínez Fleitas, Cristina Alejandra Santander Contrera, Rocío Alejandra Rodríguez, Micaela del Valle Alderete y Guillermo Alejandro Alfredo Lozano, por el delito de comercialización de estupefacientes agravada por la participación de más de tres personas en forma organizada y por cometerse en un establecimiento de detención.

En tanto, Daniel Nicolás Valeriano, Miguel Martín Navarro y Pablo Alexis González Hussain, fueron imputados por el delito de

Además, Claudia Graciela Carrizo, fue acusada del delito de comercialización de estupefacientes en carácter de autora, mientras que Miguel Martín Navarro, fue acusado del delito de portación de arma de fuego de uso civil.

Con respecto a la participación del imputado Guillermo Alejandro Alfredo Lozano, se acreditó que dentro de la organización delictiva, era el encargado de conseguir la sustancia estupefaciente mediante comunicaciones telefónicas desde el interior de la Unidad Carcelaria, tarea que realizaba junto a su pareja Cristina Alejandra Santander Contrera, quien además fraccionaba y distribuía la sustancia a otro de los imputados para su comercialización dentro de establecimiento, para luego recaudar el dinero de la actividad ilícita.

Tanto Santander Contrera como Lozano, comercializaban la sustancia estupefaciente en el interior de la Unidad Carcelaria. La que cobraba a los internos o a sus familiares era la primera de las mencionadas, a través de una cuenta de mercado pago. Esa actividad ilícita fue reconocida por Santander Contreras al declarar en fiscalía y en presencia de su abogado defensor.

Allanamientos realizados el 17 de diciembre de 2020 en el domicilio de Santander Contrera, en barrio 17 de Octubre, permitieron el secuestro de dinero en efectivo y un teléfono celular; mientras que de la celda 15 del Pabellón B1 de la Unidad Carcelaria 1, ocupada por Lozano, se secuestró dinero en efectivo, un DVD, una billetera con un papel con anotaciones de apodos, sumas de dinero y un celular.

Además, un procedimiento que tuvo lugar en la rotonda de acceso a la Universidad Católica, permitió la detención de Santander Contreras, a quien se le secuestró sustancia estupefaciente que llevaba a su pareja a la cárcel y otro celular.

Con respecto a la participación de Rocío Alejandra Rodríguez y Nicolás Ezequiel Martínez Fleitas, fue corroborado que conseguían estupefacientes para ingresarlos junto con los imputados Lozano y Santander Contreras a la Unidad Carcelaria 1, para que la vendan en el interior del establecimiento penitenciario.

También se sustenta la acusación en los elementos secuestrados durante el allanamiento al domicilio de los imputados Martín Navarro y Rocío Rodríguez, de calle Independiente al 2700, donde incautaron dinero en efectivo, marihuana y cocaína, una balanza gramera, celulares y un automóvil Chevrolet Agile.

Sobre la imputada Micaela del Valle Alderete, quedó acreditado que era una de las personas que Cristina Santander Contrera y Rocío Rodríguez contactaban para ingresar estupefacientes a la Unidad Carcelaria. El imputado Martín Miguel Navarro era quien conseguía la sustancia estupefaciente, que luego su pareja Rocío Rodríguez y Cristina Santander Contreras, ingresaban a la cárcel. Entre los elementos secuestrados en el domicilio que compartía con Rocío Rodríguez, se destaca la gran cantidad de sustancia estupefaciente y otro teléfono celular.

El imputado Pablo Alexis González Hussein, por su parte, era otro de los encargados de proveer sustancias a la imputada Rocío Rodríguez, para que ella las ingresara al Penal y las entregara a su hermano pata la venta. De su domicilio se secuestró dinero en efectivo, marihuana, una balanza gramera, un celular y un automóvil marca Volkswagen Gol Power.

Otro de los encargados de proveer estupefacientes a la imputada Rocío Rodríguez era el imputado Daniel Nicolás Valeriano.

La acusación también queda corroborada mediante las tareas de vigilancia realizadas en diciembre de 2020 en barrio 23 de Agosto, en una vivienda donde fueron vistos Martín Navarro y Rocío Rodríguez, que permitieron conocer una de las residencias del imputado Daniel Valeriano, donde se observó el vehículo Chevrolet utilizado por Martín Navarro, junto a un Renault Fluence y se pudo divisar que Martín Navarro abordó éste último como acompañante junto a otro sujeto, luego identificado como el imputado Daniel Valeriano.

Del domicilio de Valeriano, en Villa Palacios, se secuestró dinero en efectivo, marihuana, una balanza gramera color gris, 13 semillas de cannabis y una caja con 23 cartuchos calibre 22; mientras que de la vivienda ubicada en barrio 23 de agosto, se secuestró dinero en efectivo, marihuana, teléfonos celulares y un Renault Fluence.

Con respecto de la imputada Claudia Graciela Carrizo, fue acreditado que era otra de las personas que proveían de sustancia estupefaciente a Cristina Santander Contreras para introducirla a la Unidad Carcelaria para su venta. Del domicilio de Carrizo, sito en barrio Bancario, se secuestró dinero en efectivo, cocaína, un colador, un cuchillo con restos de sustancia, una tijera con restos de sustancia, una agenda con anotaciones varias y un teléfono celular.

Por último, la acusación en contra en contra de Martín Navarro, por portación de arma de fuego de uso civil, fue acreditada con el secuestro de su domicilio de barrio Castañares, de un arma de fuego tipo revolver calibre 22 largo, una bolsa plástica con 21 proyectiles punta hueca y otro proyectil calibre 11.25; dos armas de fuego calibre 22, 11 cajas de cartón con 50 cartuchos, a plena disposición del acusado y en carácter de ser utilizadas de forma inmediata, sin contar con las autorizaciones legales para tal fin.

Deja una respuesta