23 de abril: Día del Idioma Español

El 23 de abril se celebra el Día del Idioma Español. Este día representa un tributo a la historia, la cultura y la relevancia del español como lengua oficial en las Naciones Unidas y en el mundo entero.

La importancia del Día del Idioma Español en las Naciones Unidas radica en su propósito de sensibilizar al personal de esta Organización y a la comunidad global sobre la trascendencia histórica, cultural y lingüística del idioma español.

Ocurre que en un mundo cada vez más interconectado, gracias a la tecnología, la promoción y el reconocimiento del español como lengua oficial, no solo contribuyen a la diversidad cultural, sino que también fortalecen los lazos de entendimiento y cooperación entre todas las naciones que la hablan.

Por otro lado, el 23 de abril es el día elegido para conmemorar el Día del Idioma Español, una fecha emblemática que coincide con el aniversario del fallecimiento de dos gigantes de la literatura mundial como son Miguel de Cervantes y William Shakespeare.

Este hecho no fue dado por el azar, sino que subraya la dimensión universal de ambas lenguas, el español y el inglés, que comparten un día de celebración en honor a sus más ilustres exponentes.

Por el lado de nuestro idioma, al evocar el legado de Miguel de Cervantes Saavedra, nos adentramos en un universo de sabiduría y genialidad literaria. Nacido en Alcalá de Henares, España, en 1547, Cervantes fue testigo de una época marcada por grandes transformaciones sociales y culturales.

Su vasta obra no solo dio vida a personajes inolvidables como Don Quijote y Sancho Panza, sino que también exploró las complejidades del alma humana con una maestría sin igual.

Como ejemplo quedan las palabras que usó Cervantes en sus obras y que siguen resonando a lo largo de los siglos, recordándonos la esencia misma de la existencia humana. Frases como “Sé breve en tus razonamientos, que ninguno hay gustoso si es largo” o “El que no sabe gozar de la ventura cuando le viene, no debe quejarse si se pasa” encierran la sabiduría y la perspicacia de un escritor cuyo legado perdura en el tiempo.

Y es que la vida de Cervantes estuvo marcada por la adversidad y la lucha constante. Desde su temprana juventud, se vio obligado a enfrentar desafíos y obstáculos que moldearon su carácter y forjaron su destino. A pesar de las vicisitudes de su existencia, nunca renunció a su pasión por la escritura, convirtiéndose así en una guía que terminó por inspirar a las generaciones futuras.

El Día del Idioma Español es mucho más que una mera conmemoración. Es un recordatorio de la inmensa riqueza lingüística y cultural que define a la comunidad hispanohablante en todo el mundo.

Desde las calles de Madrid hasta los rincones más remotos de toda América Latina, el español es un vínculo que une a millones de personas en una red de identidad compartida y orgullo cultural.

En ese sentido, el Día del Idioma Español es una oportunidad para celebrar la diversidad y la pluralidad que caracterizan a nuestra lengua y nuestra cultura. A través de la palabra escrita y hablada, honramos el legado de aquellos que vinieron antes que nosotros y allanaron el camino para las generaciones venideras.

En este día, renovamos nuestro compromiso de preservar y enriquecer el idioma español, asegurando así su lugar destacado en el escenario mundial.