bettina

Una tormenta con granizo dejó a decenas de autos parados en la Puna

Los intensos calores siguen provocando la llegada de lluvias torrenciales a todo el territorio provincial, cosa que resulta positiva por la escacez de agua que se presenta hace ya alhunas semanas, pero negativa porque las lluvias llegan con temporales.

Es por esto que se presentó una impresionante caída de granizo en Abra de Chorrillos, entre San Antonio de los Cobres y Olacapato, en la ruta nacional 51.

El fenómeno azotó al departamento Los Andes ayer en la tarde noche y decenas de vehículos quedaron atascados en el hielo. El tránsito ya está habilitado pero se debe circular con precaución.

El hecho sucedió ayer y produjo una situación critica en la ruta provincial 129, camino al Abra de Gallo y Pastos Grandes.

En diálogo con el medio El Tribuno, desde la empresa logística GVH contaron que realizaron un relevamiento en la zona desde ayer y señalaron que el temporal alcanzó a gran parte de la Puna salteña y jujeña.

En algunos sectores se produjeron cortes por aludes y desmoronamientos. Los conductores tuvieron que esperar que los caminos fueran liberados. En las primeras horas de la mañana de hoy las condiciones climáticas continuaban siendo adversas.

De acuerdo a los primeros relevamientos  por la ruta 51 (Abra Chorrillos, Olacapato, Salar de Rincón) y ruta 129 (Abra de Gallo, Pastos Grandes) se observa reducción de calzada por desmoronamiento del camino y vehículos de diferentes empresas se atascaron.

La compleja situación genera demoras en el tránsito y dificulta las operaciones logísticas mineras programadas para la fecha. En algunos casos los vehículos con pasajeros e insumos están demorados y en otros, las firmas decidieron suspender los servicios hasta nuevo aviso.

Deja una respuesta