Avión venezolano: El Juez rechazó el habeas corpus

Un avión Boeing 747 que transportaba autopartes y llevaba 14 tripulantes venezolanos y cinco iraníes está retenido desde el pasado lunes en el aeropuerto de Ezeiza, tras despertar sospechas sobre los motivos de su vuelo hacia Argentina, informaron el domingo a la AFP fuentes oficiales.

Mientras se investigan los antecedentes de los tripulantes, el Gobierno decidió retenerles los pasaportes y quedaron alojados en un hotel de la zona de Ezeiza.

“Tienen una estadía provisoria. En este momento pueden salir del país únicamente en un avión de línea, pero no pueden subirse al avión de Emtrasur”, explicó una fuente oficial.

Migraciones indicó que les puede devolver antes los pasaportes si abandonan el país en un vuelo regular de línea mientras se sustancian las averiguaciones.

Las autoridades migratorias explicaron en un comunicado: “Cuando existiera sospecha fundada que la real intención que motiva el ingreso difiere de la manifestada al momento de obtener la visa o presentarse ante el control migratorio y hasta tanto se corrobore la misma, no se autorizará su ingreso al territorio argentino y deberá permanecer en las instalaciones del punto de ingreso”.

Por su parte, juez federal Federico Villena rechazó el hábeas corpus solicitado por el abogado Rafael Resnick Brenner a favor de los tripulantes venezolanos y ordenó que se abra una causa penal sobre el episodio. Pero quien debe decidir si se inicia o no una investigación es la fiscal kirchnerista Cecilia Incardona.

De esta manera, validó las actuaciones de la Dirección Nacional de Migraciones, que el miércoles pasado, cuando el Jumbo fracasó en su intento de volar a Montevideo para reaprovisionarse de combustible y proseguir viaje, les retuvo el pasaporte y les dio un permiso provisorio de estancia en Buenos Aires hasta tanto se termine de dilucidar el real alcance de la finalidad del viaje de la aeronave, que partió desde México hacia Ezeiza con una carga de autopartes para una de las principales automotrices de la Argentina.

En concreto, los cinco iraníes seguirán en un hotel de Ezeiza o podrán irse de inmediato en un vuelo de línea.

Deja una respuesta